jueves, 22 de noviembre de 2012

Para subir ingresos, Facebook remata publicidad directa

Ante la caída en la bolsa, Zuckerberg apuesta al Facebook Exchange, un nuevo sistema de publicidad que permitirá explotar al máximo su gran caudal de información y competir seriamente con Google.

Con menos de tres meses cotizando en el Nasdaq, la empresa de Mark Zuckerberg, Facebook (la red social más masiva del planeta), informó pérdidas en el segundo trimestre del año. A pesar de las grandes apuestas y tras una sobrevaluada oferta inicial, el desempeño de las acciones de Facebook aún dista de conformar al mercado (ya cayó cerca del 45%).

A pesar de los resultados, Zuckerberg se muestra reticente a manejar su compañía en función de lo que dictan los inversores de Wall Street y dejó en claro la prioridad de conectar a los usuarios y de brindarles una mejor experiencia en móviles.

Los ingresos de abril a junio totalizaron unos 1180 millones de dólares, sin embargo, la empresa tuvo que hacerle frente a los gastos por compensaciones, relacionadas a su mal debut en el mercado de Nueva York. Según analistas especializados, el balance de Facebook es producto de un acontecimiento excepcional sin el cual, la empresa habría anotado una ganancia de 295 millones de dólares.

Otro dato relevante para la empresa es el hecho de que, contrariamente a su creciente cantidad de usuarios (ya alcanza los 955 millones alrededor del mundo), el ritmo de los ingresos se desacelera. En esta era, la posibilidad de generar ingresos en forma sustentable es uno de los cuestionamientos más frecuentes. Según los resultados, la publicidad fue el principal motor de los ingresos de Facebook (84% del total). Hoy, debido al freno en el crecimiento, Zuckerberg ya tiene una herramienta preparada: el Facebook Exchange, un nuevo sistema de publicidad que permitirá explotar al máximo su gran caudal de información y competir seriamente con Google.

En Facebook los usuarios brindan su localización, edad y preferencias al completar su perfil, marcando sus gustos cada vez que aprietan el botón "me gusta". Con el Facebook Exchange se irá más allá, ya que se podrá obtener información sobre la navegación online de los usuarios e, incluso, de sus elecciones dentro de aplicaciones. Este mecanismo se encuentra en período de prueba y consiste en un sistema que identifica a los usuarios con una cookie y registra los sitios por donde navegan, a fin de relacionar los avisos cuando regresen a Facebook. Esta herramienta posibilita lo que en la jerga se denomina retargeting, y servirá para que el usuario reciba avisos acordes con su interés en la barra lateral de la plataforma. Finalmente, lo que se muestre en esta barra lateral, será producto de una subasta en la que los anunciantes (mediante el método del mejor postor), competirán por mostrar su anuncio.

No hay comentarios :

Publicar un comentario